You are here:

Attention: open in a new window. PrintE-mail

 

La concientización de nuestros egos

Los egos de cada uno de nosotros son los culpables de la mayoría de nuestras desgracias, ya que son los encargados de desviarnos de nuestro verdadero camino, de nuestra verdadera vida

Quizá todos entendemos lo que es un ego, pero estoy segura que la mayoría no tomamos conciencia de lo que realmente son.

Toda acción o reacción negativa hacia determinada situación en la que nos sintamos agredidos es un ego, ya que ante circunstancias adversas deberíamos de responder sólo de acuerdo al dictado de nuestro corazón, que siempre será positivo.

Lo egos de cada uno de nosotros son los culpables de la mayoría de nuestras desgracias, ya que son los encargados de desviarnos de nuestro verdadero camino, de nuestra verdadera vida.

El orgullo, la vanidad, los celos, la pereza, la avaricia, etc. son sólo algunos de estos egos que la mayoría tenemos tan arraigados y que nos hacen actuar de una manera justamente egoísta ante todo lo que nos rodea, además de que nos limita nuestras acciones positivas.

 

El ego y el control de todo

Las guerras que hoy y siempre han ocurrido han sido provocadas por los grandes egos de sus protagonistas; es por eso que todas las guerras son absurdas e incoherentes, ya que dado su alto grado de egocentrismo son capaces de conducir a su gente a la muerte y a la destrucción.

Aquellos que creen que tienen toda la razón por sus niveles de estudio y sus teorías científicas, pero que son incapaces de abrir su mente y capacidad de conocimientos, entonces se dejarán llevar sólo por sus egos. Éste es capaz de controlarlos de tal manera que pueden negar lo obvio.

Nuestro ego más grande es el creer que todo lo sabemos y que podemos comprobarlo con cálculos y teorías. Creemos entender todo, siempre y cuando sea basado en lo científico y lo material, ya que no aceptamos aquello que no fue creado o ideado por nosotros.

La mayor seguridad de la humanidad pensar que todo lo puede explicar, que cada cosa en este plano puede ser manipulada y negar todo lo que no tenga respuesta o que no pueda controlar de una forma absoluta.

Rumbo a la felicidad

Si podemos entender a lo que los egos nos han llevado a través de los tiempos, entonces podremos identificar que la mayoría de nuestras reacciones negativas se generan debido a la presencia de éstos.

Debemos creer en la real necesidad de despojarnos de ellos para siempre, parar su dominio en nosotros y ser los responsables de nuestros actos.

Debemos dejar de sentir la necesidad de defendernos de enemigos imaginarios, de siempre estar a la defensiva de cada situación.

En verdad que ellos son los únicos enemigos que nos impiden encontrar y tomar el verdadero camino de nuestra felicidad.

¿Cómo terminar con los egos?

El primer paso para la eliminación de los egos es tener plena conciencia de su existencia, aceptar en nosotros que somos regidos por ellos y sentir la necesidad de liberarnos para siempre de su mandato.

El segundo paso es tratar de encontrar cuáles son los que tenemos más arraigados y localizarlos detrás de las emociones que se ocultan; después debemos atraparlos y echarlos fuera de nosotros.

El tercero será que una vez que los hayamos expulsado, vigilemos nuestras acciones para no dejar que nos vuelvan a dominar y a penetrar en nosotros.

¿Cómo localizarlos en nuestro ser?

Cuando vayamos a dormir, al acostarnos tratemos de evocar cada acción que hayamos tenido en el día.

Busquemos hasta las cosas más pequeñas que son en ellas donde se esconden los egos, de esta forma tendremos plena conciencia de nuestros actos, con lo cual veremos qué acciones fueron dominadas por los egos.

Tratemos de evaluarnos, sentir en nuestro corazón si nuestras acciones fueron regidas por él o por un ego, pero debemos ser lo más honestos posibles.

Cada uno de nosotros debemos concienciar nuestro proceder y encontrar aquello que nos ha llevado a actuar en forma equivocada y contraria al amor.

 

La gran ayuda de la meditación

La forma más eficiente para saber cuáles son nuestros egos, es por medio de la meditación. De esta manera podemos pedir a nuestro cuerpo que nos señale cuáles son los más profundos.

La meditación es el procedimiento más efectivo para localizarlos, ya que es el encuentro con nuestro interior, con nuestro espíritu, con nuestro verdadero yo, es la forma de entablar una comunicación directa con nuestro corazón.

Es probable que cuando estemos meditando para buscar egos, no podamos hallar las condiciones adecuadas para lograr una máxima concentración, pero esto no será debido a factores externos. Se tratará de los egos que intentarán a toda costa de distraernos, desviarnos de nuestro objetivo.

Los egos son muy hábiles y no desean abandonar nuestro cuerpo, pero debemos tener la suficiente fuerza para lograr mantenernos firmes ante ellos y no dejarnos dominar.

Será necesario seguir con la meditación tantas veces como sean necesarias hasta que estemos completamente seguros de que ganamos la lucha para despojarnos de ellos.

Después debemos mantener nuestro ritmo de meditaciones para lograr la conciencia en nuestros actos y dejar de ser dominados por siempre por los egos.

Debemos tener en cuenta que tratarán a toda costa de ganar la batalla, de distraernos, desesperarnos; debemos estar muy firmes, ya que lo que ganaremos al echarlos será la libertad de actuar con y de acuerdo con nuestro corazón.

Entonces podremos establecer un verdadero puente de Amor y Fraternidad con todo lo que nos rodea y, por consiguiente, podremos transformar todo nuestro alrededor hasta llegar a cambiar nuestro mundo y guiarnos sólo por nuestro corazón y sus leyes que son amor y felicidad.

Decreto para despojarnos de los egos

“No quiero dentro de mí ningún tipo de ego ni sentimiento que no sea venido de mi corazón y de sus leyes; en mi cuerpo físico y en mi espíritu sólo debe dominar el amor que de mi corazón salga para guiarme hacia la liberación de mi verdadera esencia que está compuesta de Amor.

“Ordeno a todos los egos que se encuentren en mí desalojar mi cuerpo y espíritu para siempre”.

Este decreto debe decirse cuantas veces sean posibles en un día y por supuesto utilizarlo en las meditaciones y reflexiones, ya que tiene un poder muy grande para el desalojo de los egos.

Flora Rocha

Fundación Sabiduría del Corazón

This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it

Compartir

 

Share/Save/Bookmark
Up

Pensamiento...

“La unión de todos aquellos

que queremos la Luz es lo

que hará realidad nuestros

deseos, pues no existe

nada imposible ante el

Amor y los lazos que

se crean a través de el”

Flora Rocha

Compra Online: Los Misterios de la Vida

Libro: Los Misterios de la Vida

Ya puedes comprar online el libro en México, Estados Unidos,
Canadá y Lationoamérica:
Dar click en el siguiente link

 

Te recomendamos...

Síguenos en Facebook

Banner

Boletín de Noticias

Bienvenidos a nuestro boletín










Videos de Flora Rocha - Entre Dimensiones

 

Up
Up